jueves, 25 julio, 2024
Banner Content

Todos sabemos que son tiempos duros, pero la vida es para aquellos que quieren triunfar y luchar por sus anhelos, esforzándose por superar sus miedos y tener mucha más confianza en si mismos. Los riojanos Cuarentena continúan funcionando con una pasión, constancia y dedicación que no todos logran mantenerla viva y llegar a su consumación, dando reflejo de un honesto sentimiento rockero y una calidad sin edulcorantes.

Situados en ese eje candente donde la mayoría de grupos apuran en vivo las dos últimas canciones, arrancaron su concierto con esa energía, seguridad y nobleza que le caracteriza, con una chispa nueva y revitalizada en la interpretación de «Epopeya Del Músico Callejero», «Los Más Viejos», y «Rockero De Postal», no enredándose en aspectos innecesarios y mostrando diferentes contornos clasicistas que recuerdan a los grandes, mereciéndose ser tenidos muy en cuenta.

Los músicos nos hicieron vivir una inolvidable noche con una fidelidad absoluta a sus propios sentimientos, todo un ejemplo de experiencia y veteranía, apreciándose cada instrumento nítidamente y demostrando que también poseen corazón y libertad en la actualidad, fundiéndose de forma muy natural intensidad y emoción en «Vendí Mi Alma», «Morirás En La 232», «Aquí No Cabe Un Tonto Más» y «Eres Piara», donde la voz de Julio sigue siendo la pieza fundamental que les hace muy reconocibles. Experiencias tan personales bajo una pasión rockera que no conoce fronteras, trabajados tramos instrumentales en fluidez y limpieza en «Vendimia», con el debut de Ainara al bajo; y transmitiendo añoranza por viejas sensaciones en el tramo final con «Cuarentena» y un homenaje a Eskorbuto «Adiós, Reina Mía», con el punto de mira puesto en futuras descargas en vivo.